¿Cómo elegir un calefón a gas para tu hogar?

Los calefones son indispensables para tener una buena calidad de vida, pero al elegir uno nuevo o cambiar el que tenemos, surgen dudas sobre cuántos litros de capacidad necesitamos, qué tipo de instalación se requiere o cuál es su vida útil. En esta guía te contamos cuatro claves para elegir el calefón a gas que mejor se adapta a tus necesidades.

1. Capacidad
Lo primero es determinar cuántas zonas y elementos se alimentarán con él, ya que de esto dependerá la capacidad que se necesite. Generalmente los calefones a gas van desde los 5 a 18 litros.

Tip: Tené en cuenta la cantidad de tomas de agua que necesitás templar: baños, lavamanos y lavaplatos.
Los litros necesarios se calculan en función del uso: unos 7 litros por cada ducha, 3-4 litros por cada lavaplatos o lavamanos. Además según el punto más lejano, se suma 1 litro por cada 5 metros del punto de uso más lejano. Si la suma supera los 18 litros, quizá debas pensar en un segundo calefón.

2. Ubicación
La ubicación es importante ya que por motivos de seguridad deben instalarse en un lugar ventilado, idealmente en el exterior. Dependiendo de la ubicación podrás optar por un calefón de tiro forzado o uno de tiro natural.

Tiro forzado: Se usa principalmente en apartamentos y espacios pequeños o con poca ventilación. Asegura la evacuación de los gases de combustión al exterior. Los gases son expulsados con fuerza en forma mecánica, por un ventilador.

Tiro natural: Se usa principalmente en casas, dado que requiere de un ambiente constante de renovación de oxígeno para su funcionamiento. Deben contar con un ducto de salida bien dimensionado que, al menos en sus primeros 20 cm, debe ser totalmente vertical.

3. Energía
Existen 2 tipos: los que funcionan a gas licuado y los que funcionan a gas natural. Es importante fijarse con qué tipo de gas trabaja la instalación donde lo vas a situar, ya que cada uno está preparado para uno u otro tipo de gas.

4. Ruteo de cañerías
Con la ubicación del calefón definida, debe verificarse si alcanza la alimentación de agua o gas o si es necesario añadir extensiones de cañerías para que funcione adecuadamente. Recordá que no sirve cualquier cañería si se utiliza gas como energía, en general se recomienda utilizar cañería de cobre.


Señales de que es momento de cambio:
— No calienta el agua como debería
— Presenta fugas de gas o de agua
— Se apaga antes o después de tiempo
— El piloto no enciende

 

Encontrá todo lo que necesitás en Sodimac.com y hacé tu proyecto realidad. Una vez que te decidás, recordá que Sodimac tiene servicio de instalación.